Weblog de MontañaWeblog de Montaña
 Naturalia1 Naturalia1
Estas en » Weblog de Montaña » Archivo de Relatos » Octubre 2004 » De Laroles Al Puerto De La Ragua
martes 5 de octubre de 2004, 22:00:00
DE LAROLES AL PUERTO DE LA RAGUA
Tipo de Entrada: RELATO | 3032 visitas

CON UN DESNIVEL DE 1000 METROS Y UNA LONGITUS DE 18 KILÓMETROS PASAMOS POR TRES PISOS BIOCLIMÉTICO, EL ORO, MESO Y SUPRAMEDITERRÁNEO Y TENEMOS LA OCASIÓN DE VER UN EJEMPLO DEL CAMBIO DE VEGETACIÓN Y FAUNA A LO LARGO DE LOS MISMOS. AL SER OTOÑO HEMOS TENIDO LA OCASION DE DISFRUTAR DE HIGOS, MAJOLETAS, ESCARAMUJOS, MANZANAS Y MORAS. Y AL IR PARALELOS AL CAUCE DEL RIO BAYARCAL HEMOS OBSERVADO UN BOSQUE DE GALERIA EN GRAN PARTE DEL RECORRIDO

Pueblo de Bayárcal
[+] click para ampliar

Pueblo de Bayárcal
Lugareño
[+] click para ampliar

Lugareño
El autor del artículo
[+] click para ampliar

El autor del artículo
Río Bayárcal
[+] click para ampliar

Río Bayárcal
Parte del grupo
[+] click para ampliar

Parte del grupo

El Club de Senderismo 10 Amigos sin Limites llevó a cabo el pasado sábado, 25 de Septiembre, la cuarta salida de la nueva temporada 04-05 con un tramo del GR-7 (gran recorrido) que une Laroles con el Puerto de La Ragua. Esta actividad se pudo realizar gracias a la gran organización de Manolo Guillén, Antonio Hidalgo y Emilio Hidalgo por llevarnos a este entorno desconocido para la mayoría. Aprovechando la gentileza de los Sin Limites...acudieron un nutrido grupo de jóvenes atletas del C. de Atletismo Ciudad de Motril con su presidente J. Manuel Ortega, lo que llevó a realizar una bonita convivencia entre diferentes generaciones por una ruta espectacular no sólo por su belleza sino también por su dureza, en un circuito de 18 Km. con 1000m de desnivel que se culminó en 8 horas.

 

Nuestro punto de partida es Laroles, pequeño pueblo situado entre los ríos  Bayarcal y Laroles; en la Alpujarra granadina y colindante con la almeriense. Forma, junto con Júbar, Mairena y Picena, el municipio de  Nevada.

 

Un autobús, con 51 senderistas, salía de Motril a las 7 de la mañana, para dirigirse hasta Adra, Berja  y llegar a Laroles (1082m) sobre las  9?30 y tras un café se enfrentaban al reto de esta jornada: alcanzar el Puerto de La Ragua.

 

El primer tramo del trayecto discurre entre huertos, almendros, olivos, higueras y zarzamoras, aprovechando sus frutos (los higos, pero sobre todo las moras) como combustible energético a lo largo de todo el recorrido.  A través de una senda entre encinares, quejigos, cornicabras y bancales alcanzamos un camino que nos llevará hasta el Río Bayárcal que forma un impresionante barranco y, entre castaños y chopos pasaremos de la provincia de Granada a la provincia de Almería.

 

Como suspendido en una cornisa observamos el pueblo de Bayárcal en la altura siendo dominada toda la ladera por bancales de manzanos y cultivado hasta el más mínimo rincón de terreno que pueda ser útil mostrando así la tenacidad y laboriosidad de la gente de la Sierra.

 

Una vez alcanzado el río abandonamos el GR-7 que ascendía hasta Bayárcal y optamos por otro sin señalizar que va vadeando el río, llevándonos de un margen a otro por puentes de madera que encajan perfectamente en el entorno y están rodeados de una exuberante y frondosa vegetación: álamos, castaños centenarios cargados de erizos, mimbreras y helechos te hacen olvidar la idea que tenemos de Almería. En la altura de los tajos las Cabras montesas nos acompañan entre los riscos La dificultad aquí estriba en la no señalización de este tramo del circuito, lo que nos lleva a intuir la situación de cada puente. La sombra de los obligados álamos, en suelo húmedo, nos protege de los rayos solares y disfrutamos de una temperatura ideal para el senderismo en este primer tramo, acompañados en todo momento por el agradable sonido del agua en su transcurrir. La  vegetación baja nos confirma que éste no es un camino muy transitado, a veces, casi borrado por el denso follaje de helechos, zarzamoras, majuelos y lechetreznas entre miles de especies más. Tras superar este trance y la discusión sobre el nº de puentes cruzados (11? 12? 13????) buscamos la carretera de Bayárcal al Puerto de la Ragua tras repostar agua en una fuente.

 

Se coge un sendero nuevamente señalizado que marca 4 horas hasta el Puerto de La Ragua. Visualizando el barranco que se ha de atravesar y las cumbres que se deben alcanzar se llega a unos bancales donde el camino se perderá para buscar el barranco del Río Anchuelo. Habrá que cruzar y remontar en zigzag pasando bajo unos tajos. El olor ahora estará dominado por el mastranzo, que todos conocemos porque se cría mucho en los balates de la vega de Motril y la altabaca (que sirve para cortar las hemorragias y para limpiar los chumbos, ya que se le adhieren las espinas), ortigas, vinagretas, hinojos, retama, tomillo, té, rosal silvestre o escaramujo; son un breve ejemplo del riquísimo mundo vegetal de esta ruta.

 

El sendero es estrecho y sinuoso, llevando al grupo en fila de a uno y adaptándose a lo abrupto del terreno y a las continuas pendientes, de ahí su dificultad. Los senderistas empiezan a ver mermadas sus fuerzas, lo que más adelante se traduce en lesiones como contracturas, calambres musculares y tendinitis (se trata de un gran recorrido, estamos a principio de temporada y hace mucho calor). Pasamos a una zona llana entre piornos y, entre retamas y encinas jóvenes llegamos a un bosque de encinas autóctonas únicas de esta zona. De nuevo pasamos bajo unos tajos y, pasados unos bancales llegamos a un encinar centenario.

 

En el barranco el río discurre encajonado entre peñas. Subimos junto unas antiguas eras alcanzando una explanada donde merece la pena asomarse para observar las impresionantes vistas del barranco; estamos en lo alto de una gran peña desde  donde divisamos el serpenteo del río en el valle con algunos cortijos y sus huertas. Aquí aprovechamos para descansar y comer, bajo una centenaria encina y transcurridas ya tres horas y media, tomamos aliento y alimento.

 

Se reinicia la marcha entre chaparros, majuelos y rosas silvestres llegando hasta la carretera y, en pocos metros, a La Posada del Arriero (antigua venta donde descansaban los muleros que traían su carga hacia el Puerto de la Ragua) un alojamiento rural en el que se queda parte de la expedición ya que han cubierto su objetivo, mientras que el resto, 21, continuarán remontando el río,  llegando a un pinar joven y, posteriormente, a una chopera donde se junta con un arroyo, el cual baja entre prados donde pastan vacas, teniendo que sortear alguna que otra en el camino.

 

Pasamos antiguos bancales, con manzanos repletos de fruta de los que dimos buena cuenta y, discurriendo de un margen a otro, bajo los pinares, el paisaje se va transformando en alpino.

Finalmente atravesamos otro pinar y llegamos al Puerto de la Ragua (2000m de altitud), prueba de ello fue el descenso de la temperatura no solo ambiental sino también del agua de la fuente donde tomamos un trago.

 

El autobús recogió a la gente que esperaba en la posada del Arriero y nos reagrupamos todos en el Puerto de La Ragua, iniciando la vuelta hacia Motril, pero esta vez por la vertiente granadina de Sierra Nevada, dirigiéndonos hacia Guadix y La Calahorra, disfrutando de las vistas de su majestuoso castillo y recordando cada uno la jornada que acabábamos de vivir.

 




Añadir nuevo comentario
Usuario de Madteam.net No usuario




Vista Previa



 

 
MadTeam.net | Suscribirte a este blog | Creative Commons License Blog bajo licencia de Creative Commons. | compartir este enlace en Facebook